parasitos0Entre la Ciencia y la leyenda

¿Ha sentido alguna vez algo raro mordiéndole las entrañas y retorciéndose en su estómago? ¡no es usted el único! Existen informes de todo el mundo sobre criaturas -generalmente anfibios o reptiles- que se instalan en el interior del cuerpo humano causando gran variedad de síntomas molestos. Son historias que forman parte de una amplia tradición de leyendas urbanas y del folclore médico del siglo XX, sin que ninguna haya podido clarificarse.

Estas leyendas informan sobre extraños seres que nos invaden a traves de cualquier orificio de nuestro cuerpo, infecciones, a menudo causadas por insalubridad y consiguen sobrevivir en él confortablemente. Generalmente se instalan en el pecho o en el estómago, pero otros en cualquier parte del cuerpo. Suelen ser serpientes, gusanos, ranas, sapos y lagartos. Pero también hay historias de solitarias, anguilas, ciempiés, salamandras, escorpiones, escarabajos e insectos, incluso especies aún mas exoticas. Incluyen relatos de embarazos extraños, serpientes vaginales, peces que se introducen en el pene, arañas dentro de furúnculos, cucarachas en el pelo y tijeretas que se cuelan en el cerebro. Desgraciadamente estos rumores crecían con el tiempo, dándose sin embargo cada vez menos en nuestra sociedad.

Algunas de las leyendas urbanas sobre este tema:

parasitos1-La primera alusión clara sobre esto proviene de Francia. En 1571 el renombrado cirujano Ambroise Paré relata el caso de una feriante que cobraba por dejarse tocar el abdomen, donde supuestamente tenía una serpiente viva. Según ella la serpiente se la había introducido mientras dormía en un campo de cáñamo. Paré la puso en evidencia y consiguió echarla de la ciudad. Existen relatos anteriores- aunque menos fiables-como una historia de Polonia del siglo XV sobre una mujer que al dar a luz encontró una serpiente que se estaba alimentando del cuerpo de su bebé.

-Hay relatos que se remontan a los primeros años de la colonización de América que afirman que se encontraron gusanos en el corazón de un joven durante la autopsia.

-También existen tratados medievales de casos de sapos que se adherían a la cara de los malhechores. Encontramos un ensayo del s XVIII donde se cuestiona si las tijeretas pueden llegar a introducirse en el cerebro humano (el narrador afirma que este caso se dio en tres de sus pacientes y que padecieron mucho).

-A principios de siglo hay informes del sur de Estados Unidos sobre personas que habían ingerido 'polvo de serpiente' (elaborado con serpientes secas, lagartos, arañas o ranas): estas criaturas habían crecido dentro de las víctimas hasta adquirir tamaño natural. Entre las mujeres mexicano-americanas existe una creencia de que las serpientes pueden introducirse en la vagina de la mujer y enloquecerla.

-Durante la Edad Media se registran numerosos casos sobre 'el mal del piojo', y aún encontramos algunos bien avanzado el siglo XIX. La mayoría de las personas que lo padecían eran personajes impopulares. Entre ellas destaca el dictador Sulla (138-178 a.c.), el emperador Flavius Cladius (330 d.c) y Honorico, rey de los vándalos (348-423 d.c.). Los afectados sufrían una plaga de piojos que parecía surgir espontáneamente de su propio cuerpo y que resultaba imposible de erradicar, pues aparecía otra inmediatamente. Se sostiene que Felipe II de España, fallecido en 1597, padeció durante mucho tiempo de un grave abceso en la rodilla y cuatro en el pecho, todos ellos infestados de piojos. El último informe sobre el mal del piojo aparece en un diario médico austriaco de 1854.

parasitos2-Mientras que desde 1854 los médicos descartaran la posibilidad de que los piojos lleguen a invadir el cuerpo y el mal del piojo cae en el olvido, sí se consiera factible que una gran cantidad de especies se introduzca en el intestino y sobreviva ahi mucho tiempo. El doctor W. Soltau Fenwick aseguraba en el British Medical Journal del 12 de Febrero de 1910 haber recopilado hasta 180 casos de lagartos, salamandras, ranas, babosas, orugas, gusanos, sanguijuelas, escarabajos, larvas y crisálidas, todos ellos encontrados en el aparato digestivo. En contra de la opinión general, afirma categóricamente que tanto huevos como larvas de insecto pueden llegar a sobrevivir y desarrollarse en el estómago humano para trasladarse luego al intestino.

-En la década de 1820, los diarios médicos de Dublín publicaban el caso realmente extraordinario de una joven que realizó el extraño y supersticioso ritual de comer tierra de una tumba recién excavada para librarse del pecado y la enfermedad. Probablemente a raiz de ello comenzó a vomitar enormes cantidades de gusanos y larvas vivas, algunos de los cuales medían 4 cms. A lo largo de cuatro años vomitó casi dos mil larvas de escarabajos y de otros insectos, que en algunos casos sobrevivieron varios meses.

-En 1905 en el Reino Unido circuló el rumor de que había una mujer en un hospital de enfermos incurables que tenía larvas en el estómago. En 1926 se habló de un caso parecido, aunque esta vez se trataba de escarabajos en el oído.

-En Junio de 1990 el FOAF tale News -boletín de la Sociedad Internacional para la Investigación de las leyendas contemporáneas- publicó un informe aparecido recientemente en un periódico americano. Exponía el caso de una mujer francesa de veintinueve años que padecía una enfermedad extraña: aunque comía mucho estaba cada día mas débil. Le salían ruidos muy raros del estómago y sentía náuseas, como si algo se moviera dentro de ella. El médico decidió operarla y al abrir, horrorizado, vió como una rana ernorme saltaba del estómago al suelo del quirófano. El mismo periódico publicaba el caso de un hombre con una anguila en los intestinos y el de una niña que había expulsado una serpiente al toser.

parasitos3-La revista británica sobre hechos insólitos , Fortean Times, también ofrecía informes similares: tres culebras de agua encontrados dentro de los intestinos de una niña turca de quince años, el caso de una mujer siria con una serpiente de dos metros en su interior, el de un hombre al que le había crecido un melón dentro,semillas incluidas, después de comer dicha fruta.

-En 1987, periódicos serios como el Pravda y Scotsman informaron sobre el caso de una niña de once años que vomitó una serpiente caucasiana de medio metro tras una misteriosa enfermedad.

-El 9 de abril de 1994, The Independent también publicaba una historia acontecida en agosto del año anterior. Una anciana que vivía en una residencia de las afueras de Londres fue ingresada en el hospital, donde descubrieron que tenía las piernas ulceradas y llenas de larvas. Estas le habían devorado la carne hasta dejarle los tendones al descubierto. También le encontraron un moscardón en la pierna.

-Más curioso todavía es el caso de los parásitos del vacuno. La historia se remonta a 1906 , año en que el British Medical Journal publicaba el caso de un joven sano que fué al médico en Septiembre de 1905 quejándose de que tenía un nido de insectos en el cuerpo. El paciente dijo no sentirse bien, le dolía el estómago y horrorizado había descubierto gorgojos vivos en sus heces. El médico identificó su enfermedad con el parasito vacuno 'tabano'.

-Volviendo a las historias modernas de horrores médicos, finalizaremos con un episodio de la serie de ciencia ficción Expediente X. Trataba de una infección muy contagiosa que se extendió por Estados Unidos a raíz de un malogrado experimento secreto de la guerra bacteriana. La cámara mostraba un primer plano de una cara llena furúnculos palpitantes que reventaban salpicando de pus a todo lo que se encontraba cerca. El FBI asignó el caso a la agente Scully, quien con mucho aplomo examinó el furúnculo reventado y extrajo de él un insecto repugnante. Parece ser que este insecto se introducía en el cuerpo junto con otros parásitos que propagaban la enfermedad. Como pueden ver la historia no es precisamente nueva

Publicidad

Últimas Historias Publicadas

El horno maldito

Esta historia ocurrió en un barrio de Santa Fé capital, más exactamente en una escuela. Estaba entrando al salón de clases cuando alguien mencionó:

¿Dónde esta Gustavo?

Germán

Hola mi nombre es Antonio Cruzaley vivo en la ciudad de Mexicali B.C México lo que me pasó a mi tal vez sea difícil de creer, ya que la mayoría de la gente no cree en esta clase de cosas, por eso es que busqué esta página para poder desahogarme. Espero que les guste mi historia y espero que a ni uno de los lectores le suceda.

Blufreak

Sus ojos eran enormes y vacíos carentes de alma
Su sonrisa gigante casi dolorosa y aquel sonido desgarrador
De aquel hacha cortando la piel de aquella pobre víctima.

Demonio por Xanath Angeles

Siempre me había preguntado que había en el último piso de mi edificio, mas nunca me atrevía a subir.

Una madrugada mientras todos dormían yo no paraba de escuchar pisadas en el piso de arriba lo cual era raro ya que ese piso estaba deshabitado. La curiosidad no me dejaba dormir así que sin dudar me levanté, salí de mi casa y subí las escaleras. Se escuchaba la lluvia caer y el viento soplar.

Los ojos de la muerte (Capítulo 1)

Cristina Argibay Oujo nos envía este primer capítulo de su novela con formato blog titulada "Los ojos de la muerte". Cada sábado publica un nuevo capítulo así que si os gusta no dudéis en visitar su blog.

Otras Webs Recomendadas

You are using Internet Explorer 6.0 or older to view the web.
Due to security risks and a lack of support for web standards this website does not support IE6. Internet Explorer 6 was released in 2001 and it does not display modern web sites properly. Please upgrade to a newer browser to fully enjoy this site and the rest of the web.

After you update, please come back and you will be able to view our site.
Upgrade