Home  //  Historias  //  Relatos Oscuros

Relatos Oscuros

Relatos góticos, pensamientos decadente y otros tipos de escritos en los que impera la tristeza, el dolor, etc.

Mónica, es mi nueva vecina , se instaló hace dos meses con su padre y su gato negro en la chalet de al lado, la madre de Mónica murió dos años atrás de cáncer. Un día echando una mirada al periódico di con un artículo que trataba de la muerte de una joven de mi barrio, junto a éste , aparecía una foto del cuerpo de la víctima y en una esquina se podía distinguir la mitad del cuerpo de un gato negro de ojos verdes impresionantes detrás de un cubo de basura.

Estas solo, no tienes nada que temer, entonces: De qué tienes miedo?. Recorres toda la casa asomando la cabeza antes de doblar cada esquina del pasillo; te aseguras de que la puerta de entrada está bien cerrada, hace tiempo que ha oscurecido y has bajado las persianas, pero aún así haces un último esfuerzo y miras en todas las habitaciones. Todo en orden, no va a pasar nada...seguro?.

Era la feria en aquella ciudad. Todo estaba lleno de casetas, música y diversión para todos. Aquel fin de semana sería muy agitado para cualquiera. La gente permanecía bailando hasta que caía rendida bien entrada la noche. Este era el caso de Sergio, un muchacho que adoraba la juerga y la fiesta y al que le gustaba aguantar bailando sin detenerse en las discotecas. Era conocido por dichas juergas por todo su instituto. Pero aquel fin de semana prometió disfrutar de la feria más que nadie.

Cierta amiga de Arequipa, se divertía inventando historias y cuentos sobre fantasmas, suicidios y maldiciones vía chat. Un día decidió fingir que ella y una amiga habían querido jugar a la ouija y que esto había traído como consecuencia la muerte de una de ellas.

Me encontraba tendido, en penumbra, ni un solo sonido, incluso el de mi respiración pasaba desapercibido. Intenté gritar pero solo salió un sonido hueco, mudo, que se perdió en la lejanía sin encontrar eco.

Y ustedes, a que le temen??? Pero, que es el terror??? Vas caminando por la calle camino a tu casa, ves las personas pasar a tu lado con la indiferencia habitual, doblas la esquina y notas que la tarde esta muriendo, la calle se nota mas angosta y a diferencia de antes, te fijas en las caras de las personas y se ven un tanto apáticas, en ese momento, la ansiedad comienza, tus pasos se aligeran, tus sentidos se agudizan, pero aun asi, intentas restarle importancia.

Aquí estoy, planificando mi próximo fin de semana. No tiene mucho sentido ya que ni siquiera se que días es. No se si es de día o de noche ya que me paso las 24 horas en una habitación a oscuras. Y ni siquiera tengo amigos. Un momento... ¿No estarás sintiendo lastima por mi, verdad?.

Laura era una mujer que viajaba mucho, por su trabajo como diseñadora de modas tenía la obligación de viajar a distintas partes del mundo. Pero a donde más disfrutaba viajar era a Europa, pues ella la consideraba la cuna de la moda y donde los mejores diseñadores radicaban.

Una vez allí no habrá marcha atrás –Dijo MIC por videoconferencia privada. Lo que debía ser su cara hablando en la pantalla era una representación de ondas sonoras al ritmo de su voz distorsionada–. Confiamos en usted. Esto es confidencial.

Las casas antiguas de pueblo siempre han dado miedo, pero aquella noche de tormenta parecía la boca del infierno. Se había ido la luz, la madera del suelo y del techo no paraba de crujir, aparecían sombras con las luces de los rayos que entraban por las ventanas y Ángel sentado en el sofá del salón, rodeado de velas, rezaba para que nada malo le pasara aquella noche.

Ema miró los ojos azules de su esposo, gustaba de verlos cuando estaban haciendo el amor, el arriba ella abajo, esos ojos encantadores que le provocaban cosquilleo y un escalofrio encantador que le recorría la espalda.

Jane Marie Jorquen era una chica de diecisiete años, siempre le gustaba usar faldas cortas y blusas escotadas, pensaba que sus rizos pelirrojos lucían bien. Era una chica muy linda, los chicos la seguían mucho, era como si los hipnotizara con sus ojos azules. Si, era linda pero lo que tenia de niña bonita lo tenia de niña chocante y presumida. Nadie de las chicas la aguantaba en su colegio.

Siempre tenía que ocurrir en un día desapacible, nublado, amenazando una buena tormenta y a varias millas de distancia de cualquier área urbana más cercana. Encima era una carretera comarcal de las antiguas, escasamente recorrida por la circulación general. Que se te reviente el motor del coche viajando solo era una lata.

Cuando la rutina de los hechos y de las experiencias que se repiten hasta la saciedad dejaron de tener sentido; cuando los rostros y las personas que conocía eran recuerdos de permanente retorno: la angustia de vivir se hizo insoportable.

¿Oyes eso, Rebeca? atemorizado, Richard se incorporó de la cama. ¿Qué pasa?dije yo, sobresaltada Es tardísimo. Mi marido se dirigió a la puerta de nuestro cuarto, deteniéndose en el umbral. Es como si hubiera un escape de gas. ¿No lo oyes? Vuelve a la cama, que mañana madrugamos...

Otras Webs Recomendadas

porno film porno film porno film turkce porno beylikduzu escort escort beylikduzu escort beylikduzu escort bayan porno izle porno film porno film turkce porno porno izle porno film klima servisi