Home  //  Historias  //  Historias de Aliens  //  Ganado mutilado

Ocurrió hace muchos años, en un pequeño pueblecito del Pirineo español, durante aquellos años en que España atravesaba una crisis económica y social. Fue allí, que Juan, un joven pastor que poseía una pequeña y solitaria granja de ganado vacuno. Juan cada noche se levantaba muy pronto para asear al ganado y hacer las tareas de la granja que ya su anciana madre no podía realizar.

Así fue, que una noche se levantó y fue hacia el establo. Allí fue recorriendo las estancias donde
estaban cada una de las vacas, hasta que se topó con algo increíble.

Una de ellas estaba sentada en el suelo y estaba totalmente descarnada. Juan se asustó y pidió explicaciones a muchos vecinos , pero nadie supo la razón. Tres noches después otra
vaca apareció descarnada, totalmente. Juan pensó que se trataba de algún animal o de
una manada de lobos, pero era extraño porque ninguna de esas noches había escuchado
quejarse a los animales ni haber oído lobos. Hasta que fue esperando noche tras
noche sentado en un rincón del establo, todo cubierto de paja.

Una fría noche de invierno, Juan estaba medio dormido entre la paja y algo le despertó. La puerta del establo se abrió lentamente y un haz de luz iluminó el establo. Juan estaba tan asustado que no podía decir ni hacer nada. En ese momento, por la puerta entraron
tres siluetas negras, de un aspecto humanoide, que caminaban a paso lento y al estilo de procesión. Las tres siluetas se acercaron hacia una de las vacas y la atrajeron hacia ellas y el animal las siguió. Las tres siluetas y la vaca desaparecieron sin rastro tras abandonar el establo, también pasó lo mismo con el haz de luz. Juan salió corriendo hacia fuera, pero ya no había nada. Al volver a su casa, su madre estaba atemorizada. Le dijo que se había despertado a media noche ya que sintió unos golpes fuertes sobre la almohada de la cama, que por esa razón se despertó asustada. Le afirmó que vio entrar a tres hombres altos dentro de la casa, como si estuvieran registrando todo. Juan no volvió a vivir más esta experiencia, ni se supo nada más del caso. Pero la última vaca que desapareció aquel día, apareció en un prado cercano a la casa, tres días más tarde y totalmente descarnada. No hubo más explicación.

Otras Webs Recomendadas

porno film porno film porno film turkce porno beylikduzu escort escort beylikduzu escort beylikduzu escort bayan porno izle porno film porno film turkce porno porno izle porno film klima servisi