Home  //  Enigmas  //  Lugares Misteriosos  //  Open Water: La historia real

open-water0Un misterioso caso

En 1998, Tom y Eileen Lonergan desaparecieron en la Gran Barrera de Coral tras ser abandonados accidentalmente en unas aguas infestadas de tiburones, por el barco de la excursión que habían contratado. Nunca se encontraron sus cuerpos.

 

El 25 de enero de 1998, Eileen y Tom Lonergan estaban en la barrera de St. Crispin, un popular lugar para bucear en la Gran Barrera de Coral, a 25 millas de la costa de Queenland (Australia). Los Lonergan, experimentados buceadores originarios de Baton Rouge, Louisiana, salieron en el barco Outer Edge, de Port Douglas.

Respecto a lo que realmente sucedió hay varias versiones, pero al final del día la tripulación realizó un recuento y zarpó con 24 de sus 26 clientes. Alguien comentó que dos jóvenes buceadores habían saltado al agua en medio del recuento y la tripulación asoció que eran los dos que no habían contado, por lo que ya les cuadró a 26.

open-water1Dos días después, Geoffrey Nairn, el patrón del barco, encontró los efectos personales de Eileen y Tom en el cubo de objetos perdidos. Preocupado llamó al Gone Walkabout Hostel, en Cairns donde se alojaba la pareja, para saber si habían regresado.
Pero no era así.

Después de 48 horas en el océano, la pareja debió ahogarse o ser atacada por los tiburones, pero surgieron otras teorías. La primera, la del suicidio. Diarios encontrados en su habitación de hotel mostraron que tenían problemas personales, pero eran unos devotos católicos con buenas perspectivas.

Tom de 33 años y Eileen de 28, habían acabado tres años de servicio con Los Cuerpos de Paz en Tuvalu y Fiji y estaban de camino a Hawai donde pensaban quedarse.

También se especuló con la posibilidad de que los Lonergan tuvieran un plan para fingir su propia muerte y los hubiera recogido otro barco que estgaba cerca, ya que existen referencias de personas que afirman haberlos visto en días posteriores a su desaparición. Pero nadie tocó sus cuentas bancarias ni sus pólizas de seguro.

Unas semanas después, parte de su equipo de buceo empezó a aparecer arrastrado por el agua al norte de Port Douglas, los chalecos salvavidas con los nombres de Tom y Eileen las botellas de oxígeno. No tenían señales de daños lo que sugiere que no hubo un final violento y no fueron atacados por los tiburones. Seis meses después, apareció una pequeña pizarra de piel (utilizada para comunicarse debajo del agua), con un mensaje de socorro. La teoría de los expertos es que, flotando arriba y abajo con la marea, bajo el sol tropical, la pareja delirando a causa de la deshidratación, podría haberse desembarazado de su incómodo equipo voluntariamente. Sin la ayuda de sus chalecos salvavidas y trajes de neopreno, no pudieron sobrevivir durante mucho tiempo.

El mes de noviembre de 1999, Geoffrey Nairn fue acusado de homicidio involuntario, cargos de los que fue absuelto. Pero fue acusado de negligencia y multado.

Publicidad

Últimas Historias Publicadas

El horno maldito

Esta historia ocurrió en un barrio de Santa Fé capital, más exactamente en una escuela. Estaba entrando al salón de clases cuando alguien mencionó:

¿Dónde esta Gustavo?

Germán

Hola mi nombre es Antonio Cruzaley vivo en la ciudad de Mexicali B.C México lo que me pasó a mi tal vez sea difícil de creer, ya que la mayoría de la gente no cree en esta clase de cosas, por eso es que busqué esta página para poder desahogarme. Espero que les guste mi historia y espero que a ni uno de los lectores le suceda.

Blufreak

Sus ojos eran enormes y vacíos carentes de alma
Su sonrisa gigante casi dolorosa y aquel sonido desgarrador
De aquel hacha cortando la piel de aquella pobre víctima.

Demonio por Xanath Angeles

Siempre me había preguntado que había en el último piso de mi edificio, mas nunca me atrevía a subir.

Una madrugada mientras todos dormían yo no paraba de escuchar pisadas en el piso de arriba lo cual era raro ya que ese piso estaba deshabitado. La curiosidad no me dejaba dormir así que sin dudar me levanté, salí de mi casa y subí las escaleras. Se escuchaba la lluvia caer y el viento soplar.

Los ojos de la muerte (Capítulo 1)

Cristina Argibay Oujo nos envía este primer capítulo de su novela con formato blog titulada "Los ojos de la muerte". Cada sábado publica un nuevo capítulo así que si os gusta no dudéis en visitar su blog.

Otras Webs Recomendadas

porno film porno film porno film turkce porno beylikduzu escort escort beylikduzu escort beylikduzu escort bayan porno izle porno film porno film turkce porno porno izle porno film klima servisi